¿Adicta a los zapatos?

ADICTA A ZAPATOS

Estoy segura que a más de alguna mujer, su pareja le ha reclamado por el exceso de zapatos que habitan en su closet, pues bien, ellos jamás entenderían lo que significa cada par para nosotras.
No sólo son una prenda de vestir, son tesoros y trofeos que guardamos como hueso santo, sin embargo, podemos reconocer que aunque tenemos 30 pares guardados, tan sólo utilizamos 4 de ellos, podríamos decir que son tan necesarios y adictivos como un trozo de chocolate.
Bajos, altos, toscos, finos, con diseños, de colores, todos son necesarios según la percepción de una adicta. ¿Cuántas veces has tenido un mal día y no has encontrado mejor solución que comprar un par de bellos tacones?
Nos pueden faltar carteras, chaquetas o blusas, pero un lindo zapato puede acompañar todas las ausencias de prendas.
Según el sitio de Luz Carmen Meraz, esmas.com, un estudio realizado por el Centro de Investigación de Informes del Consumidor, en Estados Unidos, “los zapatos son una de las prendas que más adicción pueden generar. Es decir, millones de mujeres están obsesionadas con la compra de zapatos, sin mencionar sus connotaciones sexuales tanto en hombres como en mujeres”.

¿Cuándo es una obsesión?
Asimismo Luz en su sitio web, desarrolló una encuesta que señala que 20 pares de zapatos todavía entran dentro de un estándar normal, entre 30 o 40 podría llamarse vanidad femenina, pero a partir de 50 se puede decir que ya es una verdadera obsesión.
Peor aún, las mujeres que padecen esta adicción suelen comprar zapatos a escondidas e incluso dan prioridad a la prenda sobre sus familiares y amigos.
Comprar zapatos produce un efecto antidepresivo en las mujeres y hace que se eliminen ansiedades. Hasta ahí parece un gusto sano, el problema viene cuando empiezan a aislarse, se convierte en un problema para la economía o dejan de hacer cosas importantes.
Como cualquier adicción se debe tratar con terapia psicológica, pero lo principal, es reconocer cuándo se ha traspasado el límite del gusto o la vanidad a un desorden mental.

¿Y tú, cuántos zapatos tienes?

Visit Us On FacebookVisit Us On TwitterVisit Us On Pinterest