Preservación de la fertilidad, recurso disponible…

nota_fertilidadAl igual que en países desarrollados, en Chile se da el fenómeno de postergar la maternidad por varias razones: desarrollo profesional, falsa percepción de fertilidad permanente, masificación extrema de control de natalidad o solo por decisión de la pareja.

Por otro lado, existen mujeres que no han sido madres y que por diversas causas han perdido uno o ambos ovarios por enfermedades como cáncer que afectan los ovarios o cuyo tratamiento como quimioterapia o radioterapia afectan a estos.
Entonces… ¿qué podemos ofrecer desde el punto de vista reproductivo en estos casos?.
En primer lugar, es muy importante tener claro el concepto de “Reserva ovárica”, ¿qué significa?. La mujer cuando nace tiene una cantidad determinada de óvulos es sus ovarios, los cuales van disminuyendo en forma progresiva a medida que la mujer avanza en su edad. Es un fenómeno irreversible, ya que los ovarios no son capaces de producir óvulos, por lo tanto, cada año que pasa la capacidad de lograr un embarazo es más difícil – por la menor cantidad de óvulos y porque además los óvulos que van quedando son de menor calidad.
Este fenómeno de pérdida de óvulos se puede ver acelerado por diversas razones, como por ejemplo por cirugías sobre los ovarios, ya sea por lesiones benignas de los ovarios como quistes de diversos tipos donde al realizar la extracción de dicha lesión puede arrastrar consigo una cantidad de óvulos que se pierden; o por patologías malignas del ovario, donde necesariamente se debe realizar la extracción del o los ovarios quedando la mujer sin reserva ovárica disponible para posteriormente ser madre. Existen además enfermedades, principalmente cánceres, donde los tratamientos pueden afectar en forma considerable la cantidad de óvulos. Estos tratamientos son especialmente con agentes quimioterapéuticos o radioterapéuticos.
Entonces, y respondiendo la pregunta, el congelar óvulos o vitrificación de ovocitos (termino médico), sería la solución para mujeres que quieren postergar su maternidad o mujeres que se ven afectadas por patologías que comprometen su reserva ovárica.
Esta técnica se ha utilizado por mas de 20 años, de hecho el primer nacimiento producto de un óvulo congelado ocurrió en el año 1986. En Chile existen varios centros, principalmente ubicados en la capital, que realizan vitrificación de ovocitos.
Idealmente la congelación de óvulos se debe realizar en mujeres bajo los 30 años de edad, principalmente por que la calidad de los óvulos es mucho mejor, pero en chile la edad promedio de mujeres que realizan este procedimiento es por sobre los 30 años y que lo realizan porque aún no tienen hijos y la proyección de tenerlos no es pronta.
El procedimiento consiste en realizar estimulación farmacológica para el desarrollo folicular múltiple, que es el lugar donde se encuentran los óvulos, y una vez que los folículos alcanzan un tamaño adecuado se realiza en pabellón con anestesia, vía vaginal y bajo visión ecográfica la extracción de los óvulos, los cuales son evaluados y posteriormente congelados con técnicas especiales para evitar todo posible daño al óvulo una vez congelado. Con las técnicas actuales la sobrevida de los óvulos al descongelarlos para utilizarlos es por sobre el 90%.
Existen múltiples estudios que han demostrado que al utilizar estos óvulos no existe mayor riesgo de tener hijos con malformaciones o alteraciones genéticas, por lo tanto actualmente es una técnica segura para las pacientes que tengan indicación de este procedimiento.


Dr. Javier Escalona Mondaca
Gineco- Obstetra. Especialista en Medicina Reproductiva e Infertilidad.
Los Carrera 335 Of 405 Fono: 2221887- La Serena.
Hospital San Juan de Dios de La Serena.
Instituto de Investigaciones Materno Infantil. IDIMI. Universidad de Chile. Santiago

Visit Us On FacebookVisit Us On TwitterVisit Us On Pinterest